Tutorial de zapatillas de baño

Tutorial para confeccionar unas zapatillas de baño con tela de rizo, así de bonitas y prácticas.



En este post, os voy a enseñar a confeccionar de principio a fín, un básico de los de toda la vida
como son, unas zapatillas de baño.

Las zapatillas o pantuflas de baño, son prácticas tanto para tu casa como para tus viajes.
Son confortables, ligeras y lavables.

La mayor o menor dificultad de este proyecto, la decides tú, ya que esta aumenta o disminuye, en función de los "ingredientes" que le añadamos a nuestras zapatillas.

Me explico:
Las zapatillas originales, como a mi me enseñaron a hacerlas, llevan en el interior de la suela, una capa de esponja, espuma, etc, ya que existen varios nombres para este producto.


La función de este "relleno" es hacerlas mas cómodas para caminar.

La colocación de esta espuma es lo que más nos dificulta la confección de las zapatillas.

Las que venden actualmente en las tiendas no llevan la esponja y quedan igual de bonitas, pero como te puedes imaginar, no son igual de confortables.

las de color rojo, las he confeccionado para regalar. Son el regalo de cumpleaños de mi marido, así que había que esforzarse un poco, ¿no os parece?


Te animo a que pruebes, las primeras las confeccionas sin espuma y las segundas con ella.
Estas de color verde, no llevan la esponja en la suela y son preciosas igualmente.


 Este es todo lo que necesitas para confeccionar las zapatillas:

MATERIALES


  • Un retal de tela de rizo o felpa de algodón, 0.80 x 0.60 m
  • Tela de algodón estampado para las suelas, 0.40 x 0.40 m
  • Guata para acolchar, 1 x 0.60 m
  • Un trozo de espuma para las suelas, 0.40 x 0.40 m
  • 2.40m de cinta biés ancha, (borde de las zapatillas).
  • Hilo de coser de buena calidad.

HERRAMIENTAS
  • Patrón.
  • Tijeras de corte.
  • Jaboncillo, tiza, lápiz o lo que tengas para marcar y que haga contraste con el tejido.
  • Alfileres, a ser posilble, largos
  • Máquina de coser
  • Remalladora (opcional)
  • Plancha. 
  • Un cutter 
CORTE

Cortamos:
Con el patrón de la suela, cortaremos dos piezas de rizo y dos de loneta.

Estas son las piezas de rizo y loneta que debes cortar para UNA pantufla.
Con el patrón de la puntera, cortaremos cuatro piezas de rizo y dos de guata. La guata la cortamos siempre un poco mas grande, 1cm todo alrededor mas o menos.
Estas son las piezas de guata y esponja que debes cortar para UNA pantufla.

Cortaremos también en la guata, cuatro veces, el patrón de la suela, de igual manera que la puntera, dejando margen alrededor.

Con el patrón de la suela, dibujaremos dos veces sobre la esponja, pero le restaremos 2cm, todo alrededor, recortaremos con un cutter, con mucho cuidado de no cortarnos.


Como podéis observar, el cutter no es lo mio, y me ha quedado un corte un poco basto, pero no importa, no se va a ver nada.

¡Ya está todo cortado!

Primera incomodidad, la tela de rizo se deshila mucho, y se deshila en forma de bolitas, que se extienden de mala manera, por lo que vamos a terminar los cantos de las piezas de rizo lo antes posible.

Vamos a juntar, dos piezas de las punteras con dos piezas de guata, dos piezas de rizo de las suelas con dos piezas de guata, las dos suelas con dos piezas de guata también.


Pasamos un pespunte todo alrededor de cada conjunto para que cada pieza de tejido, quede pegada a su correspondiente capa de guata.

Si tenemos remalladora, la utilizaremos para rematar el borde, al mismo tiempo que cortamos la guata sobrante.
Si no tenemos remalladora, en primer lugar recortaremos la guata sobrante y a continuación, pasaremos un zig zag por el contorno de cada pieza, de este modo nos libraremos de momento de los molestos hilos, en mi caso de color rojo.

Aquí tenemos casi todas las piezas que componen una pantufla, mas o menos unidas.

Siguiente paso:
Colocamos sobre el reves la suela de loneta, (ya unida a su correspondiente guata) la capa de esponja.
Sobre esta, a modo de sandwich de esponja, colocaremos la otra suela, la de rizo-guata.




Manteniendo el sandwich, juntamos los bordes de la capa de rizo y la de loneta y sujetamos con alfileres.

Si esta operación resulta demasiado complicada a consecuencia del grosor de la esponja, recortamos un poco la esponja.

Sustituimos los alfileres por un hilvan o costura a máquina.

Nos quedará una cosa así, un poco amorfa y gordita.
Suela de la pantufla vista por sus dos caras. Una la que será la suela y otra la que sera la plantilla.

A continuación prepararemos la pala de la zapatilla, de la siguiente manera:
Juntamos reves con reves dos piezas de la pala o puntera. Las sujetamos con alfileres y después con un pespunte o hilvan.



Ribeteamos el lado corto, ¿Como? Como os he explicado otras veces, cosemos el biés a máquina, primero cara con cara de la pieza sin pisar la linea planchada, giramos, planchamos y pasamos un pespunte (costura que se vé).



A continuación, vamos a montar la zapatilla.
Sujetamos la pala a la suela con alfileres.
Lo haremos con mucho cuidado de no estirar la pala (parte de arriba) sino todo lo contrario, la vamos a embeber.




Este paso y los que vamos a realizar a continuación, son los mas complicados y delicados que vamos a realizar, por eso te aconsejo que le dediques tiempo y atención y te armes de alfileres grandes, hilo de hilvanar, dedal y una aguja fuerte.

Estas son las herramientas que vas a necesitar para el siguiente paso, además de la paciencia, claro!

Vamos a hilvanar toda la linea que une la pala con la suela, son muchas capas de tela, por lo que es complicado, y un hilván sencillo no va a sujetar adecuadamente todo este grosor, por lo que vas a hacer el hilvan de la siguiente manera que también puedes ver en las siguientes fotografías:
Con hilo de hilvanar grueso y con una puntada cruzada bien apretada y rematada.

Es lo que se suele llamar un "repulgo".






Hay que hacerlo muy bien, no quiere decir bonito porque no se va a ver pero si que sujete mucho las telas, porque a todas estas capas de guata, tela, loneta y esponja, le vamos a añadir una mas, la cinta bies que va a rematar todo el borde, y todo esto lo meteremos bajo la pata de la máquina de coser, así que a trabajar duro y bien.

Una vez hecho este "primoroso" hilvan, lo que vamos a hacer es planchar con plancha de vapor toda la pantufla "chafándola" especialmente por los bordes. Esto nos facilitará la tarea de colocar el bies.

Sujetamos el bies en el borde de toda la pantufla con alfileres, mira las fotos.




A continuación, vamos a coser a máquina,la cinta biés cara con cara alrededor de toda la pantufla.
Es un trabajo "no fácil" ya que son muchas capas las que tenemos que coser y de forma muy desnivelanda, a consecuencia del grosor de la esponja.
Paciencia... y un poco de fuerza también nos ayudará.



Una vez cosida la cinta al bies, la volverémos y plancharemos doblada por el centro.



 Fijamos con alfileres, y nos queda así de bonito.



ACABADOS

No te voy a pedir mas esfuerzos y te animo a que te tomes un tiempo de relax y costura a mano, ya que este bies lo terminaremos a mano, nos va a quedar fantástico y nos evitaremos muchos problemas.

En primer lugar, si estás acostumbrada y crees que pasar un hilván en sustitución de los alfileres, te va a facilitar el trabajo, te animo a que lo hagas. Cuesta poco.

Para terminar un bies a mano, enhebramos una aguja fina con una hebra simple y un nudo en un extremo. Pincharemos desde dentro del pliegue  y sacaremos la punta de la aguja por fuera.
Es la primera foto, la primera puntada.

 Encadenamos las puntadas una tras otra de derecha a izquierda.

 Esta puntada a mano, no es una puntada invisible, sin fuera invisible no tendría fuerza y la tela se rasgaría, la visibilidad le da fuerza y con un hilo al tono queda fenomenal.


Bellisismas las pantuflas ¿A que sí? y no te puedes imaginar lo cómodas y prácticas que son.


Pantuflas sin relleno de esponja en las suelas.

ALTERNATIVAS, VARIACIONES...
Te animo a que si haces las zapatillas sin esponja, sustituyas la tela de algodón de la suela, por una tela impermeable.

Una opción muy interesante y a tener en cuenta, es poner para la suela un tejido antideslizante.

Espero tu comentario, cualquier duda que te surja, me la planteas en un comentario. Trataré de resolverla lo antes posible. 

A veces tardeo un poco en publicar nuevos post, espero que la espera (valga la redundancia) haya valido la pena.

Ciao! hasta pronto!

Entradas populares de este blog

Tutorial de delantal japonés

Tutorial de delantal retro

Tutorial de vestido de flamenca para Nancy